Historia

marco-diploma

Era 1886 cuando en la localidad valenciana de Massamagrell, Don José Tortajada Orón abrió un pequeño taller de reparación. La actividad de aquel taller era totalmente artesanal, y en todo aquello, “El Mañá”, que es como se conocía en Massamagrell a Don José, dejaba su esfuerzo y ganas en desarrollar un trabajo impecable para los vecinos y habitantes de los pueblos de alrededor.

Ya han pasado más de 100 años de aquello, durante los cuales aquel taller ha pasado a convertirse en la actual empresa puntera de Cerrajería Mecánica, Herraje Castellano y productos Artesanales en Forja y Fragua, la cual ha crecido, se ha desarrollado, ha superado adversidades y se ha mantenido como todo un referente, convirtiéndose en una de las empresas más longevas de la Comunidad Valenciana y del sector del Herraje a nivel Nacional.

Tras su fundador, conocido como: “El Mañá”, fueron sus hijos, D. José María y D. Emilio Tortajada Hernández, quienes tomaron las riendas del negocio familiar. Fueron formando una empresa con mayor consistencia, adaptándose a las necesidades de la época. Durante su etapa al mando de la empresa tuvieron que atravesar los difíciles momentos que supusieron la Guerra Civil, así como la post-guerra, etapa que, al igual que en el de muchos españoles, imprimió en el carácter de la empresa una actitud de desarrollo y superación más grande aún si cabe.

En el año 1974 y siguiendo la tradición inicial, D. Emilio Tortajada Eres y esposa, Dña. Rosa Muñoz Torrejón constituyeron aquel pequeño taller en Sociedad Limitada convirtiéndonos en la hoy conocida EMILIO TORTAJADA S.L.

Para Emilio Tortajada Eres y su esposa, Rosa, el trabajo en la empresa familiar supuso desde el primer momento la pasión de sus vidas. Una ilusión inmensa a la que han dedicado gran parte de su tiempo y que se ha visto recompensada con una expansión y crecimiento exponenciales.

En el año 2010 y con la entrada de la actual generación, iniciamos una etapa de expansión comercial, abriendo un camino de expansión para hacer llegar a los mercados internacionales los productos de EMILIO TORTAJADA S.L.

Han sido más de 100 años de intenso trabajo, investigación, esfuerzo, compromiso, dedicación, creación e ilusión constante para ofrecer el mejor producto, con el mejor servicio, con la garantía y calidad que avala toda una saga de maestros artesanos del HERRAJE y de la FORJA.

Hoy, el relevo generacional descansa en los hombros de la 4º generación quienes, recogiendo las ganas y el esfuerzo de sus padres, tienen la misión de continuar adelante con la tradición familiar convertida en una de las mayores empresas de la Comunidad Valenciana: EMILIO TORTAJADA S.L.

Emilio-Tortajada-Eres